El futuro de la movilidad (1/2) – el transporte individual en la ciudad.

Un cruce de autopistas en Shanghai a vista de pájaro

Christopher Wallenreiter, moderador de MYVAN, se ha ido a Colonia para averiguar cómo, en el futuro, se puede responder a la congestión del tráfico en las grandes ciudades.

Cruzando la ciudad a seis kilómetros por hora.

Ruido, estrés y contaminación del aire – ésas son las palabras clave que actualmente suelen asociarse con la mayoría de las ciudades del mundo. Porque hay una cosa que todas tienen en común: la congestión del tráfico. En Ciudad de México, por ejemplo, un automóvil se desplaza a una velocidad media de no más de seis kilómetros por hora. Parece que no estamos progresando. Además, cabe preguntarse: ¿Cómo funcionará la movilidad individual en las grandes ciudades en el futuro? ¿Cómo cambiará la calidad de vida en las urbes? ¿Y qué papel desempeñarán los medios de transporte autónomos en todo eso? Christopher Wallenreiter, moderador de MYVAN, se ha ido a Colonia para asistir a la Conferencia Mundial sobre el Futuro del Transporte y encontrar allí respuestas adecuadas a estas preguntas. Entrevistándose con cuatro expertos en movilidad, provenientes de la ciencia y de la práctica, Christopher trata de abordar a fondo el tema del futuro de la movilidad.

Escaleras mecánicas en el centro de conferencias de la Feria de Colonia

En tiempos de procesos cada vez más rápidos resulta aún más importante reconsiderar sus propias acciones.

Retratos fotográficos de Ralf Frisch

Ralf Frisch del Grupo PTV.

Movilidad personalizada como servicio.

Ya hace tiempo que el carsharing se ha popularizado y últimamente, se ha difundido en el centro de las ciudades a través de proveedores como car2go, entre otros. Según los expertos, el uso compartido de los vehículos es una de las ideas claves para conseguir que, en el futuro, la movilidad sea más eficiente y los medios de transporte estén disponible donde estén requeridos individualmente. El lema correspondiente se llama “Mobility as a Service” (la movilidad como servicio) o “MaaS” en breve.

Ralf Frisch es el “Solution Director” para MaaS del Grupo PTV en Karlsruhe. “MaaS aspira a crear una inteligente combinación de diferentes tipos de sistemas de transporte”, nos explica. En la práctica, ésta podría tomar la forma de poner a disposición del usuario un solo billete para todos los medios de transporte, desde la bicicleta alquilada hasta el carsharing y el tren urbano. Además, aplicaciones informáticas de planificación basadas en datos, como aquella del Grupo PTV, podrán calcular la ruta más rápida para los usuarios.

La solución está a menudo más cerca de lo que se piensa.

Indudablemente, los datos y la interconexión son factores muy importantes. Pero también se necesitarán innovaciones que se aprovechen de ellos de manera eficaz. Así fue como Uber, Lyft y otros lograron revolucionar el mercado de movilidad en muy poco tiempo. Aprovecharon la tecnología existente del teléfono inteligente, ingeniosamente vinculándola con varios proveedores de servicios de transporte metropolitanos. Otros ejemplos de proveedores de servicios de movilidad bajo demanda que tuvieron éxitos con su modelo de negocio son ViaVan y moovel. El transporte de personas con destinos similares los hace no sólo más flexibles sino también más económicos.

Una mujer que sujeta su teléfono inteligente en la mano está delante de una furgoneta Mercedes-Benz que lleva la inscripción “ViaVan”

Con ViaVan se llega a su destino de forma rápida y económica.

Vehículos autónomos podrían mejorar la situación del tráfico.

La mayoría de los debates que se están celebrando sobre el futuro de la movilidad giran en torno a la conducción autónoma que ha sido autorizada recientemente. Una vez más, cabe preguntarse cómo los coches autónomos pueden aportar valor añadido en carreteras congestionadas. Después de todo, todavía no saben volar como el taxi aéreo “Volocopter”. “El problema no sólo consiste en un exceso de vehículos sino también en la manera ineficiente de usarlos,” Frisch comienza a explicar. “Si se conduce al trabajo por la mañana y aparca su coche delante de la oficina hasta después de la jornada laboral, éste no aportará ningún valor añadido real durante dicho período.” Por otra parte, mediante sistemas de intercambio, un vehículo autónomo y conectado podría ir a recoger y transportar entretanto a otros pasajeros.

El problema no sólo consiste en un exceso de vehículos sino también en la manera ineficiente de usarlos.

Compartir es un acto de humanidad – también en lo relativo al tráfico por carretera.

En las horas punta matutinales y vespertinas se observa con frecuencia que personas con grandes vehículos van al trabajo por sí solas. ¿Dónde está la sostenibilidad en esta conducta? “Si la mayoría de la población utilizara un conjunto compartido de vehículos autónomos que se comunican entre sí, el número total de vehículos podría reducirse a un mínimo manejable”, resume Frisch. Al mismo tiempo, esto también supondría que los automovilistas estuvieran preparados para dejar su coche en el garaje.

Tres vehículos Smart con logotipos de car2go en el capó

El servicio de carsharing “car2go” ha adoptado la estrategia correcta.

Retratos fotográficos de Prof. Dr. Jelte Bos from TNO

Prof. Dr. Jelte Bos de TNO.

Hasta un autopiloto tiene que conducir con suavidad.

El Prof. Dr. Jelte Bos, de la organización de investigación neerlandesa TNO, ve la conducción autónoma desde un punto de vista distinto. “La movilidad en general hoy día se promueve como instrumento para disfrutar de la vida”, nos explica. Por ello, el confort de conducción en un coche autónomo no debe ser inferior al confort de un automóvil convencional. En este contexto, el profesor se refiere sobre todo a la prevención del mareo por movimiento que es su especialidad.

De hecho, el mareo de viaje es un fenómeno bastante presente en la sociedad actual, independientemente de si una persona esté a bordo de un buque, una aeronave o un coche. Por otro lado, el conductor mismo normalmente no se ve afectado. De mayor importancia todavía resulta la cuestión siguiente: “¿Cómo se puede prevenir la incidencia de mareos de viaje en coches sin conductor? Ante todo, un piloto autónomo de conducción (drive pilot) debe de ser capaz de frenar y acelerar de manera inteligente”, dice el investigador.

Una movilidad sostenible es responsabilidad de todos nosotros.

En vez de considerar únicamente las posibilidades de movilidad cada vez mayores y aprovecharlas plenamente, antes de emprender un viaje, el Prof. Dr. Jelte Bos recomienda preguntarse: ¿Es realmente necesario viajar a lugar XY? ¿No es suficiente utilizar Skype? Porque de lo contrario nuestro sistema de transporte – y creo que los expertos concuerdan sobre eso – indudablemente se derrumbará en los próximos años.

El Volocopter se encuentra en una sola de exposición

El llamado “Volocopter” tampoco podía falta en esta conferencia.

Una mano en el volante de un vehículo Mercedes-Benz

Hoy en día, ya no es sostenible conducir solo.

Photos: Dennis Blass; Netherlands Organisation for Applied Sciences; PTV Group; Denys Nevozhai; epicantus

More Links to explore: thefutureoftransportconference.com

Sprinter

Sean cuales sean sus cometidos: la Sprinter le facilita el trabajo diario. Nunca se echa atrás, por exigentes que sean sus tareas. Y puede con todo lo que echen. Gracias a las numerosas variantes y más de 600 equipos opcionales, la Sprinter satisface todas sus expectativas, por singulares que parezcan.

Mercedes-Benz Sprinter
Slider images