Ficha de la Mercedes-Benz L 206 D

En sus 22 años de historia, el L 206 D cambia tres veces de fabricante. En 1970 se ofrece como modelo Mercedes-Benz.

Fabricante

Daimler-Benz AG

Planta de producción

Bremen y Hamburgo

Modelo base

Matador

Modelo sucesor

“Bremer” T1

Formas constructivas

Minibús, Cargo Van, remolque

Motores

OM 615, 2l, 4 cilindros, 44 kW (60 CV)

Longitud

4490 mm

Ancho

1820 mm

Peso total admisible

2400 – 2700 kg

Mercedes-Benz L 206 D

En 1970, Daimler-Benz adquiere la empresa Hanomag-Henschel y, con ella, una camioneta que había alcanzado fama con la empresa Tempo y bajo el nombre de modelo Matador. En lo sucesivo, la camioneta también se ofrece como modelo Mercedes-Benz y completa la gama de productos hacia abajo, como vehículo industrial con un peso inferior a tres toneladas. Hasta la absorción por parte de Daimler-Benz, las camionetas Hanomag-Henschel son equipadas, a elección, con un motor con carburador Austin inglés o un motor diésel de 2 litros y 50 CV de Daimler-Benz.

En 1972 se utiliza un motor diésel netamente más potente de 2,2 litros y 60 CV. En enero de 1973 se instala un chasis con una construcción menos compleja que hace necesario usar una parte salediza más larga, pero también ofrece una mayor zona de deformación. Otras modificaciones introducidas en 1973 son, entre otras, frenos con una regulación de fuerza de frenado en función de carga y el salpicadero acolchado. La camioneta con tracción delantera también está disponible como minibús y como furgoneta con diferentes alturas, longitudes y distancias entre ruedas. Los carroceros también ofrecen vehículos de venta y autocaravanas. Con su precio comparativamente económico de 6000 marcos alemanes, el modelo L 600 D también es atractivo para empresas locales, por ejemplo empresas de reparto de bebidas. Con 165.000 unidades vendidas, la camioneta con la marca Mercedes-Benz dobla las ventas de las marcas Tempo o Hanomag.

Dado que, en la época del L 600 D, no existe todavía la servodirección, la sensación de conducción es más directa.

Photos: Kai Knörzer