Por toda Inglaterra con los Quirky Campers

Para todo el que siempre haya soñado con realizar un viaje en un cámper artesanal, Quirky Campers es la mejor opción. Como el modelo empresarial de Lindsay y David Berresford ha conquistado el mercado inglés. Un intento de explicación.

De nicho de mercado a idea empresarial

Son ingenieros, artistas circenses, carteras o empresarios, y todos tienen una cosa en común: Esas personas con las más diversas aptitudes proporcionan a la empresa Quirky Campers (“Cámpers o Campistas extravagantes“) sus furgonetas cuidadosamente remodeladas. Quirky Campers es el único proveedor del mundo de cámpers artesanales. Con su modelo empresarial, la fundadora Lindsay Berresford ha tocado un nervio. Todo comenzó hace algunos años cuando Lindsay y su marido David querían viajar a Kenia por seis meses. Ni pudieron llevar su furgoneta “Bella“ ni quisieron venderla. Así que ambos decidieron alquilar a “Bella“ durante ese período y se dieron cuenta de que todavía no había ninguna agencia para ello. Lindsay y David, que siempre habían recibido muchos cumplidos para su furgoneta remodelada, vislumbraban el potencial de su idea empresarial y efectivamente el alquiler de “Bella“ tuvo tal éxito que Lindsay y David pronto fueron en busca de más cámpers.

El interior de uno de los Quirky Campers artesanales

De hallazgos vintage y cortinas de terciopelo

Los cámpers que los “Quirky Campers“ Lindsay y David ofrecen en su página web tienen que cumplir una serie de condiciones: Deben ser artesanales y únicos, y su estilo debería ser refinado. Además deberían ser de alta calidad artesanal. En cuanto al equipamiento, las posibilidades de los dueños son prácticamente infinitas. “Cada dueño puede determinar sus propias prioridades“, explica Lindsay. “Hay furgonetas con ducha y baño mientras que otra gente prefiere reservar ese espacio para una segunda cama“, dice la empresaria de 32 años. Además, muchas de las cuidadosamente diseñadas furgonetas han sido enriquecidas con pequeños detalles. Pongamos como ejemplo las cortinas rojas de terciopelo o los lavabos de cobre, los herrajes de latón o un viejo horno de leña. Son precisamente estos detalles los que hacen los Quirky Campers tan populares entre los clientes.

Constance

Originalmente, Constance fue una de las furgonetas del distribudor farmacéutico “Alliance Healthcare“. En el año 2014, Lindsay y David compraron el Sprinter y dentro de un año lo convirtieron en el bonito cámper que es hoy día. Ahora se va de viaje y espera poder descubrir con sus invitados los más bellos rincones de Cornwall.

Modelo Sprinter
Velocidad máxima 110 km/ h
Dimensiones 6.8 m (L) x 2 m (W) x 2.6 m (H)
Peso 3,500 kg
Asientos con cinturones 5 seats with belt

RELATED ARTICLE

El servicio compartido representa un nuevo enfoque de la actividad de acampada. Dirk Fehse, creador de esta empresa emergente, explica el secreto de su éxito.

>Conozca más sobre Paul Camper

Una furgoneta Mercedes-Benz 609 D de color rojo, estacionada en un prado

Priscilla

Este Sprinter excepcional fue mejorado por “Rustic Campers“ que se han especializado en las obras interiores con madera. El exquisito revistimiento de madera en el interior de la furgoneta consiste de roble y madera de castaño cultivados de manera sostenible y cosechados y cortados por “Rustic Campers“. Los demás accesorios provienen de la región y se han montado en la furgoneta. Las alacenas, por ejemplo, fueron alguna vez el suelo de una capilla galesa, y la cubierta protectora formaba parte de un viejo depósito de aceite. Estos detalles son lo que convierten a Priscilla en un Sprinter rústico y extraordinario.

Modelo Sprinter LWB
Velocidad máxima 110 km/ h
Dimensiones 6.95 m (L) x 2.45 m (W) x 2.9 m (H)
Peso 3,000 kg
Asientos con cinturones 4 seats with belt

Kilometraje ilimitado – libertad ilimitada

Otra razón para el éxito de Quirky Campers es la sensillez del concepto: El cliente elige el cámper deseado a través del sitio web. Puede filtrar los resultados, por ejemplo, según el número de camas o el equipamiento. En adelante, aparecerán los precios, la disponibilidad y el lugar de aceptación. “Muchas veces, los clientes vienen directamente del trabajo cuando recogen el cámper y están estresados“, dice Lindsay. “Cuendo lo devuelven, se ven relajados y felices“. Los clientes realizan todo tipo de actividades con el cámper. Gracias al kilometraje ilimitado, todo es posible – desde viajes a festivales y viajes de aventura hasta unas relajantes vacaciones de playa. Hasta ahora, la acogida ha sido tan positiva que Lindsay y David reciben nuevos pedidos todos los días. Al año que viene quieren ampliar su negocio y ofrecer los Quirky Campers a escala europea y más tarde a escala mundial también. Ya han puesto los ojos en unas furgonetas excepcionales, convencidos de que su concepto será muy bien recibido fuera del Reino Unido también.

Photos: Quirky Campers